X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

el sur del sur / OPINIÓN

Ya puede gobernar el segundo

22/07/2018 - 

El Partido Popular ya tiene presidente. Es el que han querido los militantes y los compromisarios porque no olvidemos que, aunque Soraya Sáenz de Santamaría fue la más votada por el voto directo, los compromisarios fueron elegidos por la militancia y han sido éstos los que han querido que sea Pablo Casado el máximo mandatario del partido.

El PP ha ganado en democracia interna; quizás no sea el modelo más perfecto de todos, pero ha evitado por primera vez el dedazo. Ahora bien, también ha acabado con uno de los principales argumentos para denostar a los tripartitos y bipartitos de izquierda: en el PP ya no gobierna el más votado por el afiliado de base; Pablo Casado fue el segundo y gobierna. Pedro Sánchez ya puede respirar: el pacto de perdedores se ha blanqueado. No preside el que más votos ha sacado, sino el que más apoyos ha recabado: eso es también democracia, y un mito que el PP hoy guardaba como oro en paño para marcar diferencias con el resto de formaciones, incluido Ciudadanos, sus socios naturales de gobierno Pero hoy caído ese mantra (por el que vino Rajoy a Alicante a respaldar a Luis Barcala tras caerle Alcaldía en la cabeza). No pasa nada. Si lo de votar, aunque fuera con retraso, ya normaliza al PP, permitir que sea el segundo quien gobierna lo domestica en las instituciones. Nunca más podrá reprochar que un grupo de formaciones perdedoras le han arrebatado el poder. Toca arremangarse, dialogar y, sobre todo, saber ceder para llegar a acuerdos. Ya no les vale estar inmóviles tras las elecciones: el multipartidismo, que insisto ha venido para quedarse por unos años, significa eso. Flexibilidad, diálogo, cesión (y a veces ante los más insospechados) y acuerdo en beneficio de todos.

Ciudadanos en Alicante

La sección juvenil de Ciudadanos ha elegido Alicante para celebrar una de sus reuniones anuales. El evento ha servido para demostrar que Ciudadanos no trata a los jóvenes como una organización agregada y que no se frena ni se ponen obstáculos para que puedan acceder a las listas o puestos directivos. Eso está muy bien. No lo hace ningún partido que sepamos; es más, el resto, sobre todo, los tradicionales guardan cuotas. 

Ahora bien, Ciudadanos debe recordar que tiene una asignatura pendiente, que son las primarias, las cuales están limitadas a 400 militantes, y que en 2015, cuando olía su segundo boom electoral fuera de Cataluña, tras las europeas del año anterior, se ejecutaron operaciones locales para apartar a cargos díscolos en determinadas ciudades -o para colocar amigos de alguien- y que se permitió que arribistas de todo tipo se colaran en otros tantos municipios. Si el PP ha abrazado la democracia este fin de semana, esperemos que Ciudadanos mejore sus coeficientes democráticos para no ejecutar lo que tanto critica del resto. Sucedió, esperemos que no se repita.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email