X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 25 de febrero y se habla de escif CVMC Empar Marco FALLAS ASECAM CRISTINA PLUMED imed hospitales
GRUPO PLAZA

FÉLIX ABÁNADES / PRESIDENTE DE QUABIT INMOBILIARIA

«De la antigua Astroc ya no queda nada en la nueva Quabit»

Empezó vendiendo níscalos a El Corte Inglés con 18 años y acabó creando una de las inmobiliarias más potentes de España

2/11/2016 - 

VALENCIA. Este alcarreño (Ablanque, 1963) se considera un emprendedor nato —«siempre lo he sido y continúo siéndolo»—, un auténtico hombre hecho a sí mismo, que comenzó siendo un chaval vendiendo níscalos a todo un Corte Inglés y que a los 18 años ya había obtenido con tan suculento manjar su primer millón de las antiguas pesetas. Su incursión en el ladrillo llegó a finales de los años ochenta cuando compró una constructora en quiebra técnica de su tierra (Rayet Construcción), con una deuda millonaria, y hete ahí que logró reflotarla para convertirla en un referente.

Lea Plaza al completo en su dispositivo iOS o Android con nuestra app

Eran tiempos en los que la burbuja inmobiliaria comenzaba a hincharse más y más, pero Abánades ya había invertido en otros sectores de perfiles completamente diferentes, como comunicación —llegó a entrar en el capital de la otrora Antena 3 y ahora Atresmedia—, hoteles y medio ambiente, cuyas participaciones reunió en el potente Grupo Rayet, donde previamente había creado Rayet Inmobiliaria. Pero en éstas que se cruzó en su camino Astroc, la promotora valenciana de la que todo el mundo hablaba —y todavía más de su fundador Enrique Bañuelos— tras su explosivo comportamiento en bolsa, mientras la burbuja del ladrillo cada vez se hacía más grande.

«En 2006 tuve que tomar una decisión trascendental ante el recalentamiento del sector y tratando de anticiparme al fin ciclo inmobiliario vendí la división inmobiliaria a Astroc». Abánades asegura que Bañuelos no cumplió con sus compromisos «y ante la situación tan crítica que se generó, a petición de las entidades financieras, finalmente tomé el control del consejo de administración en 2007».

¿Por qué lo hizo teniendo la oportunidad de retirarse con casi 300 millones de euros? «Porque lo que mejor sé hacer es construir casas y tampoco podía dejar que se hundiera la compañía que yo mismo había creado». Así fue cómo fusionó Rayet Promoción, Landscape, Astroc y otras 16 empresas, reordenando la compañía, completando el proceso de refinanciación de la deuda y dando a luz a Quabit Inmobiliaria. Afirma rotundamente que «de Astroc ya no queda nada».

Este guadalajareño tiene claro que están preparados para aprovechar las excelentes oportunidades que ofrece el mercado en esta nueva etapa. «El año pasado teníamos el coche, pero nos faltaba el combustible», apunta. El coche corresponde a «una estructura financiera consolidada, una situación patrimonial saneada, la capacidad y la experiencia de más de veinte años para volver a crecer, un equipo directivo experto y un consejo de administración comprometido». El combustible ha venido dado,fundamentalmente, «el éxito de la ampliación de capital que cerramos en diciembre y que nos ha permitido cancelar deuda y conseguir fortaleza financiera».

Próxima ampliación

Abánades señala que «la situación patrimonial y financiera de la compañía no se está reflejando en el precio de cotización, es algo que escapa de nuestro control». De ahí que tenga claro que lo que hay que hacer es «seguir potenciando el valor de Quabit como sociedad activa, los fundamentales de la compañía; en esa fase estamos actualmente. Uno de los hitos que va a contribuir a ello va a ser la próxima ampliación de capital que haremos este año». Todo ello integrado dentro del plan estratégico establecido hasta 2020, centrado en la creación de valor y regreso al crecimiento de una empresa que anhela convertirse en una de las mejores del sector. De momento, el mercado bursátil ha acogido favorablemente el contrasplit que puso en marcha hace unas semanas para dotar a la compañía de mayor visibilidad y reducir la operativa especulativa tan dada sobre este valor.

Por otra parte, en lo que va de año Quabit ha sacado a la venta más de 300 viviendas, a las que se sumarán otras 170 más hasta finales de 2016. «El objetivo es entregar más de 3.000 viviendas en los próximos cinco años y realizar inversiones en suelos urbanos con alto potencial de demanda. Además, hemos retomado con fuerza el área de gestión de suelo y urbanismo para tener los propios activos de la compañía listos para la promoción y la comercialización», apunta este veterano constructor que se muestra optimista con el sector.

Finalmente, y como mensaje a todos aquellos interesados en comprar una casa, el fundador de Quabit Inmobiliaria vaticina que «los precios no sólo no van a seguir cayendo, sino que, tras un ajuste del 50% en términos reales durante la crisis, ya dan señales positivas robustas. Es verdad que en algunas zonas los precios no despertarán hasta bien entrado 2017, pero la realidad es que la recuperación ya ha llegado a la práctica totalidad de España».  

(Este artículo se publicó originalmente en el número de junio de la revista Plaza)

 

Ver comentarios

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email