X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

El consistorio se acoge hasta que llegue la licitación al acuerdo de la FEMP con Gas Natural

El contrato de energía de València estará dirigido a empresas que comercialicen con renovables

17/05/2018 - 

VALÈNCIA. (EP). El nuevo contrato de suministro de energía eléctrica del Ayuntamiento de València, en cuya licitación se trabaja ya, estará dirigido únicamente a empresas que comercialicen con energías renovables, según ha anunciado este jueves el concejal de Gobierno Interior, Sergi Campillo.

Así, se exigirá, "como novedad" y "como criterio de solvencia", la "etiqueta clase A de las empresas licitadoras", que implica que "el cien por cien de la energía comercializada sea de origen renovable". En consecuencia, como ha precisado el edil, las empresas que no comercialicen solo con renovables "quedarán excluidas".

Campillo, que ha ofrecido una rueda de prensa para informar de esta licitación y del "contrato puente" que el consistorio formalizará mientras esta se hace efectiva, ha destacado que esta es la condición puesta también por el Ayuntamiento de Madrid y ha afirmado que responde al "compromiso" del consistorio de la capital valenciana "con la lucha contra el cambio climático" y la defensa de "las energías renovables" frente a la "guerra absurda" abierta frente a ellas "por el Gobierno del PP".

El responsable municipal ha considerado que la nueva licitación podría hacerse efectiva en aproximadamente un año y ha explicado que mientras tanto, el Ayuntamiento formalizará para el suministro de energía eléctrica un "contrato puente" con Gas Natural Servicios SDG S.A. acogiéndose al acuerdo marco de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP).

Este contrato tendrá vigencia de un año, por lo que Campillo ha resaltado que "al día siguiente" de haber finalizado entrará en vigor la nueva licitación --en principio, esta tendrá vigencia de un año con otro de prórroga--. El nuevo contrato contemplará el suministro de energía eléctrica renovable en el Ayuntamiento de València, la Fundación Deportiva Municipal y la Universidad Popular y se distribuirá en 4 lotes de potencia.

El expediente para formalizar el "contrato puente" se ha iniciado ya y esta previsto que haga efectivo una vez sea aprobado por la Junta de Gobierno Local del consistorio --"si no es esta semana, porque hay pendiente un último paso, la próxima", ha apuntado el concejal--.

El contrato, como ha detallado Campillo, se ha hecho sobre la base de la oferta presentada por la misma, con un importe de gasto anual de 16.730.000 euros por los aproximadamente 1.600 puntos de suministro, tanto de baja como de lata tensión, que actualmente tienen contratado el Ayuntamiento.

El edil ha detallado que entre estos se incluyen el alumbrado de la vía pública, pasos inferiores, semáforos, fuentes, parques y jardines; colegios públicos, oficinas municipales y unidades de Policía Local y Bomberos; centros de servicios sociales, cementerios, mercados municipales, centros culturales y museos y red de saneamiento -- depuradoras y estaciones de bombeo--.

La oferta presentada por Gas Natural Servicios SDG S.A. para el Ayuntamiento de València ofrece el certificado de garantía de origen acreditado por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) y mejora los precios actuales. Campillo ha aseverado que esto supondrá para la administración local un ahorro anual de aproximadamente 164.000 euros respecto al contrato actual.

Pobreza energética

El concejal de Gobierno Interior ha comentado que la nueva licitación y el "contrato puente" que se formalizará hasta que esta llegue se han decidido después de que el primer concurso público para contratar el suministro de energía del Ayuntamiento elaborado por el actual equipo de gobierno --el conformado por Compromís, PSPV y València en Comú-- fuera impugnado y el Tribunal Administrativo de Recursos Contractuales estimara "la anulación de determinados apartados que hacían referencia a la atención y reducción de la pobreza energética" dentro del pliego de cláusulas administrativas.

Sergi Campillo ha indicado que aunque estas premisas quedan ahora excluidas de los nuevos contratos, el Ayuntamiento de València "no renuncia" a actuar contra la pobreza energética. Ha comentado que no lo hace a través del contrato de suministro eléctrico, "porque no se pueden meter en él", dado que el tribunal "entiende que no tienen que ver con el objeto del contrato", pero sí a través de otros servicios como el de bienestar social.

El concejal ha recordado que las cláusulas eliminadas pedían a las suministradoras que "antes de cortar la luz" a determinados domicilios, se comunicara esta decisión al Ayuntamiento para "poder valorar la situación de las familias".

Ahorro de 4,6 millones

Por otro lado, Sergi Campillo ha aludido a las medidas de eficiencia energética que ya han sido implementadas por el consistorio y ha destacado que han permitido el ahorro de 4.629.727,31 euros en energía entre 2014 y 2017, una cifra que supone un 23,29 por ciento menos en el consumo total de electricidad.

El edil ha manifestado que "estas economías también permiten la reinversión en nuevas medidas o su inversión en otras políticas encaminadas a mejorar los servicios a disposición de la ciudadanía".


Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email