X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

anula el proyecto mejor valorado por una cuestión económica

València se reafirma y desestima el recurso de los arquitectos de La Reina

4/08/2017 - 

VALÈNCIA. El Ayuntamiento de València ha vuelto a decir no. El consistorio ha respondido al recurso presentado por los arquitectos que ganaron el concurso de la Plaza de la Reina, y que fueron descalificados por los problemas económicos de una de las empresas de la UTE, problemas que según los profesionales vinieron provocados por la dilación del Ayuntamiento de València en resolver el concurso. Y no ha dado su brazo a torcer. No ha aceptado sus explicaciones.

“Parece que tenían mucha prisa…”, se ha lamentado el arquitecto Íñigo Magro de Orbe, en una comunicación con Valencia Plaza. “Tan solo han tardado tres días en contestar nuestro recurso en el que solicitábamos la paralización del proceso mientras se resolvía el recurso presentado. Se presentó el lunes 31 de julio. Se tomó el acuerdo el día 2 de agosto y, hoy 4 de agosto, hemos recibido la resolución denegando nuestra solicitud”, explicaba. “Parece increíble que un proceso tan garantista, que se ha demorado más de seis meses, desde la convocatoria, se ha resuelto en el escaso tiempo de tres días”, añadía; “en agosto, con Joan Ribó de vacaciones y con la firma de la alcaldesa en funciones…”.

La situación que queda ahora es que “el Ayuntamiento tiene vía libre a partir de este momento, para cometer lo que consideramos una injusticia”, explicó. Y ésa no es otra que el equipo que quedó segundo en el concurso (encabezado por el arquitecto José María Tomás) pueda formalizar el contrato para desarrollar el proyecto de reordenación de la plaza de la Reina de Valencia. Con un añadido: Podrá utilizar el anteproyecto que resultó ganador en el Concurso que el Colegio de Arquitectos realizó en 1999, y que cedió gratuitamente al Ayuntamiento de València con la condición de que los arquitectos premiados participaran en la redacción del proyecto definitivo; una condición que ahora no se cumplirá. Es decir, que el Ayuntamiento, en su estricto afán por cumplir la legalidad puede incurrir en una ilegalidad.

Reclamarán su presencia en el proyecto

“Nosotros”, explicó Magro de Orbe, “como arquitectos ganadores de aquél concurso vamos a exigir al colegio de Arquitectos que haga valer ese compromiso, una vez comprobado que el Ayuntamiento ha utilizado nuestros planos para la nueva convocatoria”. “En las bases de esa convocatoria se dice con claridad que nuestro proyecto será la base para el proyecto definitivo. Lo que el Ayuntamiento ha utilizado ha sido todo nuestro anteproyecto, con todos sus planos y definiciones técnicas. El equipo que finalmente desarrolle el proyecto definitivo, tan solo tendría que adecuarlo a las necesidades actuales, aplicando el Informe de sugerencias emanadas del Proceso de participación Ciudadana llevado a cabo por el colectivo Encajes Urbanos durante los meses de septiembre-noviembre de 2016 con el sugerente título de Participa Reina”, añadió.

“No sabemos cómo cumplirá el Ayuntamiento de València ese compromiso, pero nosotros lo vamos a exigir”, advertía el arquitecto. Y esa situación se podría traducir en que se llegase “al absurdo” de que vieran como su “colega y amigo" Tomás se viera en el compromiso de tener que desarrollar su anteproyecto con la colaboración de los arquitectos que “habiendo ganado el concurso en dos ocasiones han sido injustamente apartados de él”, concluyó.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email